Taller cartonero en el CEIP Las Mercedes

animado por uno de los socios de Cartonera Island, Ernesto Suárez, que cuenta:

Tras cinco días de actividad cartonera con talleres de haiku y microcuentos en el colegio CEIP Las Mercedes. Todo el centro en marcha, 300 niños y niñas de 6 a 12 años. Una aventura fantástica de la que me siento orgulloso y feliz. Imaginen esto que ven hasta cubrir todo el salón de actos. Habrá pues libros cartoneros para todos ellos. Literatura que crece.

El segundo libro de Cartonera Island en 2015: EL POETA EN LA CIUDAD DIGITAL + 50 ALEATORIOS, de Daniel Bellón

Pues ya estamos en primavera y tras No + Golpes, presentamos una novedad cartonera: el ensayo breve “El poeta en la ciudad digital” más cincuenta notas alrededor de la poesía de Daniel Bellón, socio fundador de Cartonera Island y en que podrás encontrar también en nuestro sello el libro de poemas “Tecno Pop“.

En “El poeta en la ciudad digital” Daniel se acerca a la ácida perspectiva  del histórico ensayo “El poeta en la ciudad” de W.H. Auden, para aproximarse a los nuevos fenómenos que se observan en la vida cotidiana de las y los poetas en la nueva ciudad digital. Los textos tienen alrededor de cuatro años, cuando fueron publicados en el blog Islas en la Red. han sido revisados, corregidos y comprobado que mantienen el filo, cierta sana mala leche, y la vigencia, tal vez aún mayor ahora que en el momento de su primera escritura.

Acompaña a “El poeta en la ciudad digital” una colección de 50 aleatorios (recortes, notas y desafueros) que en esta ocasión giran en su mayor parte sobre la escritura y la naturaleza de la poesía.

Como siempre, en descarga libre en pdf y epub (para sus ebooks) y aquí editado para que puedan fabricar su propio libro cartonero y asombras a sus amistades.

NO + GOLPES en el Paraninfo de la ULL

NO + GOLPES

es acogido y presentado en el Paraninfo de la Universidad de La Laguna 

con motivo del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer

El proyecto cartonero que ha supuesto nuestro libro va consiguiendo adhesiones. La Universidad de La Laguna (ULL) anunció el acto de presentación en la Sala de Exposiciones del Paraninfo, un especial espacio.

Contamos con la presencia de la directora del Instituto de las mujeres de la ULL, Inmaculada Perdomo y de la profesora Pino Caballero, primera promotora del proyecto de este libro cartonero, que condujo el acto.

Realizaron distintas reflexiones sobre distintas cuestiones, representantes de los responsables de este libro Mª Jesús Alonso, José Mª Senante, Ana Torres, Carlos Bruno y Ernesto Suárez:

      

Nos permitió hablar de la reivindicación y la lucha por los DERECHOS HUMANOS, como el acceso a la EDUCACIÓN y la CULTURA, los derechos de las MUJERES en general y en especial del tema central de libro: CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

       

Concluyó el acto con la lectura de textos del libro por parte de los autores Luís Alzola, José Marrero y Ernesto Suárez y la colaboradora de Cartonera Island, Sara Caballero.

No + Golpes:Primera novedad 2015 de Cartonera Island

Estamos particularmente orgullosos de anunciar la publicación de No+Golpes (contra la violencia de género), como la novedad cartonera con la que inauguramos 2015. Especialmente por ser una iniciativa compartida:

Este libro surge de la urgencia de la vida. Confluyen distintos caminos que han coincidido sobre el mapa de la historia. Cartonera Island, el CEO Manuel de Falla y Amnistía Internacional tienen sus propias vidas y distintas preocupaciones y quehaceres. Sin embargo, un día, un 25 de noviembre, por ejemplo, coinciden y deciden compartir algo: un dolor. Ese día, cosas de la vida, las naciones o los

pueblos o las gentes deciden mirarse fijamente un dolor, aquel que sufren hombres y mujeres, cuando las mujeres sufren maltratos y violencia por parte de hombres dueños, insensibles e incapaces. El dolor de mujeres ignoradas,obligadas, sometidas y acalladas por sociedades que convierten a los hombres en amos inevitables.

Cartonera Island convoca creadores, narradores, poetas, artistas para que conjuren y regalen las voces antiguas de las artes. El CEO Manuel de Falla convoca a la sangre nueva y joven que palpita en sus aulas y que regala lo que aún está por llegar. Amnistía Internacional convoca a las gentes solidarias del mundo que regalan el no-olvido, el nosilencio, el no-egoísmo.

Todo en un librito.

TECNO-POP presentado en La Laguna

Al amparo de la calidez del Atelier de fous acogimos la presentación de Tecno-Pop, de Daniel Bellón.

Fue una noche de amistad renovada y renovadora. De encuentros y reencuentros.

Gracias a quienes asistieron. Gracias a Sergio y Mónica, los aventureros del Atelier. Aquí les dejamos un manojo de fotos de la actividad.

Presentamos Breve historia de un cuento que soñaba con ser un título, de Belén Lorenzo

 El viernes 12 de septiembre, a las 20.00, la Librería de Mujeres de Santa Cruz de Tenerife, acogió con mucho cariño la presentación del libro de Micro-relatos de la escritora palmera Belén Lorenzo Breve historia de un cuento que soñaba con ser un título.

Carlos Bruno Castañeda de Cartonera Island comentó nuestra iniciativa editorial y explicó lo que supone el cartonerismo en el mundo y la literatura.

Reyes Sánchez Romero, ilustradora del libro, comentó la historia y el proceso creativo que dieron lugar a las recreaciones en forma de dibujos de los relatos incluidos en el libro. Los originales quedaron expuestos en la Librería de Mujeres para los interesados en visitarla.

Juan Yanes, escitor, pintor fotógrafo y experto en microrelatos, como demuestran sus blogs Máquina de coser palabras y El oscuro borde de la luz realizó una reflexión sobre el mundo del género. Así mismo enmarcó en dicho contexto el libro de Belén Lorenzo indicando algunas claves para su lectura.

Breve presentación de la Breve historia de un cuento que soñaba con ser un título.

Juan Yanes

El libro de Belén Lorenzo, es un libro de relatos brevísimos, qué digo brevísimos, hiperbreves, vertiginosos, súbitos, instantáneos. Cuentos que no solo terminan nada más empezar, sino que además empiezan in media res (en medio de las reses, ¡no por Dios!) Para las personas que no estén demasiado familiarizadas con la micronarración, me gustaría advertirles de que están ante una sospechosa especie, ante una criatura proteica y ubicua, ante “un artefacto instantáneo inventado por los chinos”, que es la definición que Salvador Elizondo daba de mariposa. Ocasionalmente aparece en libros, como es el caso de Belén, pero su forma habitual es propagarse en la red tentacular del espacio virtual. Esta una criatura difícil atrapar, de encerrar, de definir porque nadie sabe exactamente cómo se llama. Yo he encontrado hasta 66 maneras distintas que se utilizan para llamar a este artefacto, chisme literario, cosita.

Así, los más ortodoxos, los que pertenecen a la tribu de La Nave de los Locos, los llaman MICRORRELATOS, para enfatizar su carácter brevísimo y la necesidad de que cuente algo. Es decir, que tenga carácter narrativo. Pero nos cuenta José María Merino, que en tierras asturleonesas lo llaman CUENTÍN, o CUENTO BREVE. Esto, que para nosotros son CUENTITOS, CUENTOS CORTOS, TEXTOS BREVES, TEXTÍCULOS que diría Alexis Ravelo (para señalar su virtud de mosca cojonera). Enfatizando su rasgo más notorio, que es la brevedad, aparecen nombres preciosistas como el de MINIATURA, o GEMAS, o LEVEDADES, ELEMENTALES, PARVOS RELATOS. O nos sorprenden nombres que ponen el acento en la velocidad cono CUENTOS SÚBITOS, o PRECIPITADO INSTANTÁNEO, RELATOS VERTIGINOSOS, CUENTOS VELOCES, CUENTOS LIGEROS. Vemos pulular por ahí como LITERATURA COMPRIMIDA, CUENTOS ULTRACORTOS, ULTRABREVES, MICROFICCIÓN INFRALEVE, BREVERÍAS (que no gregerías), CUENTÍCULOS. Hay gente que habla de CUENTOS MÍNIMOS, otros MICROCUENTOS, MINICUENTOS, MINIRRELATOS, MICROTEXTOS, CUENTOS BREVÍSIMOS, CUENTOS EN MINIATURA, CUENTOS MÍNIMOS. Yo sé de un crítico que hablaba de FICCIÓN EN FRASCO CHICO. Y luego está la tribu de los anglosajones, con nombres sonoros y resbaladizos cono el de SHORT-STORIES, FLASH FICTION, MICROTALES, SMALL STORIES, o los afrancesados NOUVELLES. Toda la suerte de epígonos que imaginar podamos, hablan por hablar de CUENTOS BREVES, CUENTOS MINÚSCULOS, CUENTOS ULTRACORTOS; FICCIÓN BREVE, FICCIÓN BREVÍSIMA, RELATOS SUPERBREVES, RELATOS HIPERBREVES, MINIATURAS NARRATIVAS y CORTITOS. Pero a mí me gustan, sobre todo, los que hacen PULGAS, TEXTOS BONSÁI, GORGOJOS (este tipo me lo acabo de inventar), PULGARCITOS LITERARIOS, DERRELICTOS MINÚSCULOS (este creo que también es una morcilla), PECIOS, CUENTOS ANORÉXICOS,  HORMIGAS (nada que ver con Félix Hormiga). Encontramos, finamente, otras tribus o gente que son como una tribu: a los posmodernos les gusta llamarlos, CUENTOS MINIMALISTAS, a los clasicistas, devotos de Baltazar Gracián, BREVIARIOS DE BREVEDADES, a los japoneses NANOHISTORIAS, los amerindio del río Marañón CUENTOS JÍBAROS; la tribu de los 7 enanitos los llama, CUENTOS PIGMEOS, a los húngaros (¡insuperable Istvan Orkeny!) CUENTOS DE UN MINUTO; a los de Lanzarote CUENTOS CHINIJOS y a Puri María Gutiérrez, CHILAJITOS (que no es un nombre que se haya sacado del caletre, no señor, es un triunfo de poco valor en el embite).

Bien, pues todo esto y más son los cuentos de Belén Lorenzo, escritora de DIABLOS CHIQUITITOS, no puede dejar de hacer diabluras. Porque este libro es una diablura: ya es sospechoso que esté editado por una editorial Cartonera que no paga derechos de autor, ni tiene licencia de nada sino que anda por ahí a la birlonga. Son, sus cuentitos, tremendamente subversivos y chismosos, incordios, sarcásticos, desobedientes, osado, insolente. No voy a poner ejemplos de todos y cada uno de esos adjetivos porque si no los tengo que poner todos y entonces no le compran el libro a la Cartonera. Pero cuando están de buenas, puede ser tierno, culto, poético, divertido, hermético, proteico, qué sé yo. Aunque ¡ojo!, siempre está dispuesto a saltar al cuello de cualquiera que pretenda canonizarlos y rebanarle de un tajo la yugular. ¡Antes de que se me olvide!, también hay cuentitos de Belém que pueden cambiar el mundo porque pueden cambiar la conciencia con la que lo pensamos y sentimos el mundo. También hay cuentitos que sólo dan pellizcos de monja, que tampoco está mal. Ahora ya en serio y para terminar: Lo que admiro de Belén Lorenzo, es la posibilidad de hacer todo esto hablando casi exclusivamente de aspectos de la vida cotidiana. Utilizando una sutil capacidad para discernir matices en el laberinto de las relaciones humanas: “Echaba de menos que otra persona apagara la luz al ir a dormir”

Gracias a la Cartonera Island, a su ilustradora. Gracia a ti, Belén.

Santa Cruz de Tenerife, 12/09/14

Finalmente, la autora, Belén Lorenzo, leyó (en pie, claro) algunos de los relatos (micros, breves, súbitos, etc.) incluidos en el libro.

   

Belén Lorenzo (Isla de La Palma, 1980) es narradora. Ha desarrollado su trabajo creativo en la red. Inicialmente con el blog: Relato para leer de pie y en la actualidad con su blog: Todas las palabras cuentan.

Relatos suyos han aparecido en publicaciones digitales como La esfera cultural, En sentido figurado y Revista Periplo. La revista literaria virtual Vakxikon ha publicado varios de sus textos traducidos al griego, gracias a la iniciativa de la traductora y poeta Ati Solerti. Breve historia de un cuento que soñaba con ser un título es su primer libro publicado.

Breve historia de un cuento que soñaba con ser un título es el  sexto título de nuestro proyecto editorial cartonero. Como es habitual en Cartonera Island, pueden descargar libremente su contenido en distintos formatos, incluido para que puedan fabricar su propio libro cartonero.

 

 

 

1000 + 6 libros cartoneros en UW-Madison

Hace unas semanas la Colección Cartonera de UW-Madison llegó a más de mil libros cartoneros. Esta foto es una pequeña muestra de los últimos ejemplares que han añadido.

A couple of weeks ago the Cartonera Collection at UW-Madison reached 1,000 volumes. This photo is a sample of some of the ones we’ve acquired recently.

Y la colección sigue creciendo! Dos donaciones que les llegaron hace poco de Olga Cartonera (Chile) y Cartonera Island (Islas Canarias).

  

Recibieron estos hermosos libros con los brazos abiertos. La foto de los mil volúmenes incluye algunos de los libros de Olga Cartonera pero no los de Cartonera Island no llegaron a tiempo de la foto. Así que hemos pensado que deben rondar los 1000 + 6 libros cartoneros más o menos.

Hemos enviado este mensaje al gran proyecto de la Universidad de Wisconsin Madison:

Nos imaginamos el encuentro de los libros cartoneros entre ellos en los estantes de UW-Madison… Intercambiando acentos, contándose las historias de cuando eran sólo cartones en forma de cajas y como llegaron a convertirse en libros. Los dicharacheros, los tímidos, los provocadores, los íntimos, Allá, con ustedes, todos en la gran ciudad. Todos formando un paisaje inteligente y emocionante. ¡Quien estuviera allí! Por nuestra parte, los canarios, solemos tener activos nuestros genes de emigrantes… Así que sean felices, otra vez.

Microdeportes. Desplegado

Los primeros libros de Microdeportes de Luis Alzola Fariña ya están disponibles.

Luis Alzola Fariña nació en 1965 en Arafo. Desde muy joven se sintió atraído por la literatura como forma de escapar de una realidad en la que no se sentía (ni se siente) cómodo. Quizás por eso también Luis es un corredor de fondo que quizás vean  cruzar casualmente por los montes de nuestras islas.

En su escritura se ha implicado en actividades creativas compartidas. Ha participado en varias iniciativas colectivas de creación y difusión. Sus relatos, por ejemplo, han sido leídos en el Festival Internacional de Cuentos de Los Silos. Uno de ellos formó parte del libro colectivo Cimientos (Los Realejos, 2005). 

 

Combinando esto con su profesión de maestro-profesor de Lengua y Literatura no le ha sido muy difícil colaborar CARTONERA ISLAND desde sus inicios. Sus alumnas y alumnos en el CEO Manuel de Falla, cómplices creativos necesarios, han creado y definido las portadas para este libro cartonero.

La decena de cortas escenas escritas por Luis Alzola Fariña incluidas en Microdeportes, colocan a sus personajes en sucesos y circunstancias de deportes o actividades similares. Con ellos logra sorprender al lector y trascender de la anécdota al conocimiento y el sentimiento de la vida.

Una muestra:

La karateca

El “quiai” sonó agudo como un cuchillo cuando el puño atravesó la primera de las maderas. Un tsuki perfecto la rompió en varios trozos. Luego ejecutó una vuelta de ciento ochenta grados para enfrentarse a la segunda con una patada. Sólo quedaron astillas. Tras rodar por el suelo con una voltereta incomprensiblemente indolora llegó a la tercera. La despedazó con el codo.

Después de permanecer unos instantes mirando los restos de la última tabla, la niña giró la cabeza al público, juntó los pies, pegó los brazos a los lados del cuerpo e hizo una pequeña reverencia. Sonaron aplausos.

Cuando levantó de nuevo la cabeza, sonrió. Allí, sentados entre el público descubrió uno a uno a los que había destrozado hacía un momento.